se presentará a la audiencia de este martes

Yassir Purcait: 'Martinelli me dijo que tenía la llave de todos los candados en Panamá'

Temas:

Yassir Purcait fue diputado por el Partido Revolucionario Democrático. Yassir Purcait fue diputado por el Partido Revolucionario Democrático. Expandir Imagen
Yassir Purcait fue diputado por el Partido Revolucionario Democrático. LA PRENSA/Archivo

"Me traje todo lo que él ha dicho de mí. Quiero que el juez escuche que [Ricardo] Martinelli utiliza una jurisdicción extranjera para seguir delinquiendo”, sostiene el exdiputado Yassir Purcait, una de las víctimas de las interceptaciones ilegales que efectuó el Consejo de Seguridad Nacional en el pasado gobierno.

Purcait está en Miami, Estados Unidos, donde Martinelli está detenido desde el pasado 12 de junio.

El exdiputado se presentará en la audiencia que se realizará este martes, para decidir si Martinelli recibe una fianza que le permita estar en libertad mientras se decide si es extraditado a Panamá.

La audiencia la presidirá el juez Edwin Torres, de la Corte del Distrito Sur de la Florida. El exdiputado ya fue testigo y querellante particular en el proceso que se le sigue a Martinelli en la Corte Suprema de Justicia (CSJ) de Panamá, por la presunta comisión de los delitos contra la inviolabilidad del secreto y el derecho a la intimidad, peculado de apropiación y peculado de uso.

Además, en septiembre pasado, demandó al expresidente por calumnia, luego de unos mensajes que este le dedicó en su cuenta en la red social Twitter.

Lo que Purcait quiere contar personalmente al juez Torres es que cuando era presidente, Martinelli lo citó a su oficina para que escuchara un “audio” en el que unos supuestos pandilleros planeaban un “tumbe” de drogas.

En esa conversación –que el exgobernante tenía guardada en su computadora– se escucha que uno de ellos menciona a Purcait. Por eso Martinelli lo llamó. “Creyó que me hacía un favor”, dijo Purcait.

Recordó que en la pantalla de la computadora del exmandatario había íconos de otros archivos, guardados con los nombres de políticos, como Balbina Herrera, Guillermo Márquez Amado, Mitchell Doens... Cuando Martinelli se percató de su descuido, le dijo a Purcait: “Pérate, que esos no son los tuyos”.

Herrera, Márquez Amado y Doens reconocerían posteriormente que ellos también fueron víctimas de los denominados "pinchazos".

En total, Martinelli habría ordenado interceptar las comunicaciones de hasta 150 empresarios, magistrados –de la CSJ y del Tribunal Electoral–, periodistas y políticos opositores, utilizando personal y recursos del Consejo de Seguridad Nacional.

“Varias veces me dijo: ‘tú por qué te peleas conmigo, si yo te puedo dar la llave de todos los candados de Panamá’. Por eso quiero que el juez [Edwin Torres] me escuche”, remarcó. Si es encontrado culpable, Martinelli enfrentaría una pena de hasta 21 años de cárcel.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

Newsletter