Visión de Estado

La resocialización en los centros penitenciarios

Temas:

La población penitenciaria de nuestro país ha sido un grupo prácticamente olvidado por nuestra sociedad, con problemas crónicos como: el hacinamiento, infraestructura indigna, dificultad en desarrollar programas que faciliten la resocialización y como otro flagelo que agrava la situación está la corrupción dentro del sistema, las cuales son realidades de las que no podemos escapar. Por este motivo, actualmente se ha vuelto prioridad voltear la mirada a una población que, si bien es cierto está en esa posición por haber cometido un error, son seres humanos. Es de vital importancia entender que, si a las personas privadas de libertad se les da una segunda oportunidad, luego de una resocialización efectiva, aumentan las probabilidades de que no vuelvan a delinquir y que pueden contribuir a la sociedad. Por esto, no basta con realizar inversiones en la construcción de nuevas infraestructuras penitenciarias. De igual importancia resulta enfocarse en la resocialización de las personas privadas de libertad.

En congruencia con lo anterior, podemos citar diversos programas en los que la resocialización ha sido exitosa. Como ejemplo de estos tenemos Ecosólidos, que fue producto de la iniciativa de privados del centro penitenciario La Joyita, ante la difícil situación de la recolección de basura dentro del penal. Actualmente participan más de 600 privados de libertad y logran recolectar hasta más de una tonelada de basura al día. Estos desechos son debidamente reutilizados para confeccionar artesanías que han sido expuestas en ferias, así como para la utilización de abono orgánico para sembradíos.

Igualmente, podemos mencionar la marca penitenciaria “Integrarte”, en la que, mediante talleres, más de 90 personas privadas de libertad de 4 centros penitenciarios, confeccionan productos artesanales de calidad, y que ya ha tenido la oportunidad de presentarse en espacios internacionales desde su lanzamiento en el año 2016.

De igual manera, contamos con otros programas que han sido fortalecidos, como es el caso de la obra “Detrás del Muro”, en el que las mujeres privadas de libertad del Centro Femenino de Rehabilitación (Cefere) relatan sus vivencias dentro del penal y en el que se hacen críticas constructivas al sistema. Dicha obra se ha convertido en un proyecto institucional que va por su décima temporada, y de ellas, tres se han realizado en esta administración de gobierno, así como también se realizó por primera vez la gira por las provincias de Veraguas y Chiriquí, llevando este mensaje de prevención del delito y de la violencia que lleva consigo esta obra musical.

“Mi Silla Primero”, en donde privados de libertad reparan semanalmente 150 sillas destinadas a las aulas de clase de nuestros hijos. A la fecha, desde que retomamos el programa en 2016, han logrado restaurar más de 8 mil 251 sillas.

El programa “Mi voz para tus ojos” ha entregado 14 audiolibros a la Secretaría Nacional de Discapacidad, beneficiando a más de 14 mil personas con discapacidad visual en el país. Por otro lado, por primera vez en la historia panameña, clases universitarias son impartidas dentro del Cefere en el año 2013 y hemos ampliado la extensión de este programa en El Renacer, en el año 2016. Este es un modelo sin precedentes, que apenas dos o tres sistemas penitenciarios de la región lo implementan. A la fecha, aproximadamente 30 mujeres privadas que iniciaron estudios universitarios en el año 2013, han obtenido un título universitario estando en cumplimiento de su condena dentro del centro, o ya en libertad, cuando decidieron dar continuidad a sus estudios como una herramienta efectiva de reinserción.

A su vez, reconociendo que los jóvenes son el futuro de nuestro país, el Instituto de Estudios Interdisciplinarios ha implementado el Modelo de Intervención Integral en el Centro de Pacora, con el que se busca reducir la población de adolescentes en conflicto con la ley, capacitándolos e impulsando sus habilidades bajo un enfoque constructivo. Por otro lado, se ha llevado a cabo la difícil tarea de realizar el primer censo penitenciario, el cual es una investigación científica de las características de la población penitenciaria, de manera que puedan elaborarse mejores estrategias orientadas a la resocialización.

Dicho esto, hemos abarcado algunos de los avances y logros que se han trabajado con la población penitenciaria, pero también se ha reconocido la importancia que tiene reformar al recurso humano y que tiene la difícil labor de administrar estos centros. Esto se debe a que hay una relación directa entre apostarle al recurso humano y el éxito de la resocialización por parte de las personas privadas de libertad. Por este motivo se han creado instrumentos normativos que buscan profesionalizar al personal encargado de la protección de las personas privadas de libertad. La Ley 42 de 2016, que crea la Carrera Penitenciaria, busca alcanzar la prestación de un servicio profesional y respetuoso de los derechos humanos. Esto va en conjunto con la Academia de Formación Penitenciaria, en la que más de 700 nuevos custodios han sido formados hasta la fecha y se garantiza la continuidad en el proceso formativo. Estamos convencidos de que esta es una solución que tendrá sus frutos a mediano y largo plazo.

Termino reiterando nuevamente que el sistema penitenciario panameño ha permanecido en el olvido durante décadas y los cambios de proporciones tan considerables como los que hemos detallado no se logran de la noche a la mañana. Sin embargo, estoy firmemente convencido de que con todo lo que esta administración ha propuesto y ejecutado, estamos en el camino correcto, debido a que son políticas que forman parte de una visión de Estado. Su perduración en el tiempo garantiza la continuidad de los programas y un cambio palpable en nuestra sociedad. Reconocemos que falta mucho por hacer en este largo camino, pero también resaltamos que queda evidenciado, que con voluntad y planificación se logran cambios que redundan en beneficios para toda la sociedad.

El autor es ministro de Gobierno

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

¿Aún no eres suscriptor de La Prensa?

Elija plan de suscripción

Aquí usted podrá elegir uno de nuestros planes de suscripción y disfrutar de los beneficios que le ofrecemos.

Elegir plan