Frustración y conflicto entre bahameños y haitianos desplazados por el huracán

Temas:

Hasta el domingo, 2 mil 500 personas habían evacuado las islas azotadas por Dorian. Hasta el domingo, 2 mil 500 personas habían evacuado las islas azotadas por Dorian. Expandir Imagen
Hasta el domingo, 2 mil 500 personas habían evacuado las islas azotadas por Dorian. AFP

La desolación que dejó el huracán Dorian en Bahamas se está convirtiendo en frustración por la lentitud y escasez de la ayuda, en medio de un creciente sentimiento contra los inmigrantes haitianos que, una vez más, lo han perdido todo. 

"Soy una víctima, necesito ayuda, tengo cuatro hijos y mi esposa", implora Blondel Vincent, un haitiano con nacionalidad bahameña que lo perdió todo, menos la vida y la familia, en la furiosa tormenta de tres días. 

El carpintero de 41 años se refugia con su esposa e hijos en una iglesia bautista en un vecindario de mayoría haitiana en Nassau, la capital, adonde han estado llegando los habitantes de las islas del norte de Bahamas que quedaron destruidas por la crueldad de Dorian. 

Normalmente, los huracanes llegan y se van en unas horas. Pero Dorian se estacionó cruelmente sobre el norte de Bahamas.  

Cuando al fin se fue el martes pasado, dejó el horror. Las islas de Ábaco y Gran Bahama −según describen sus víctimas− parecen haber sido bombardeadas. 

"La gente dice que sufrimos un huracán", dice Timothy Ronny, otro desplazado de la isla de Ábaco que ahora se refugia en la iglesia Calvary Baptist de Nassau.  

"Eso no fue un huracán. Eso fue una tormenta de tornados. Fueron tornados y un tsunami".  

Por el momento las autoridades han dado cuenta de 45 fallecidos, aunque se espera que esa cifra aumente significativamente a medida que avancen los trabajos de recuperación. Contar los muertos, ha dicho el gobierno, no es la prioridad. 

Hasta el domingo, 2 mil 500 personas habían evacuado de las islas azotadas por Dorian y el gobierno está buscando la manera de albergarlos porque los refugios en Nassau están llenos. Se manejan opciones como instalar "refugios masivos", con tiendas de campaña, en las zonas de desastre.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

¿Aún no eres suscriptor de La Prensa?

Elija plan de suscripción

Aquí usted podrá elegir uno de nuestros planes de suscripción y disfrutar de los beneficios que le ofrecemos.

Elegir plan