fallo

Corte Suprema de Justicia aprueba las restricciones al asilo impulsadas por el presidente Trump

Temas:

Muro construido entre México y Estados Unidos, en San Isidro, California. Muro construido entre México y Estados Unidos, en San Isidro, California. Expandir Imagen
Muro construido entre México y Estados Unidos, en San Isidro, California. AFP

La Corte Suprema de Estados Unidos dio lugar este miércoles a la aplicación de las restricciones al asilo impulsadas por el gobierno de Donald Trump, lo que impide que la mayoría de los migrantes centroamericanos lo solicite en la frontera.

El máximo tribunal suspendió el bloqueo que había impuesto una corte de distrito a las restricciones, que obligan a los migrantes que quieren en pedir asilo en Estados Unidos a realizar la solicitud desde un tercer país a lo largo de su ruta hacia la nación norteamericana.

La decisión -en vigor mientras se sustancian los procedimientos en las cortes inferiores- es una victoria para Trump, cuya política migratoria, piedra angular de su gestión, ha sido constantemente desafiada en los tribunales.

La magistrada Sonia Sotomayor, que votó en contra de las restricciones junto a su colega progresista Ruth Bader Ginsburg, escribió: "Una vez más, el Poder Ejecutivo ha emitido una regla que busca anular las prácticas de larga data con respecto a los refugiados que buscan cobijo de la persecución" en sus respectivos países.

Además, deploró enérgicamente que esta decisión se haya tomado sin consulta previa sobre el tema a la sociedad, mientras que "el desafío para los solicitantes de asilo es mayor" ahora.

Trump recurrió a su cuenta de Twitter para aclamar la medida: "¡GRAN VICTORIA en la Corte Suprema de los Estados Unidos sobre asilo en la frontera!" 

Los jueces conservadores tienen una mayoría en el máximo tribunal tras la designación de dos nuevos magistrados nombrados por el multimillonario republicano.

El fallo "ayuda grandemente a construir sobre el progreso logrado atajando la crisis en nuestra frontera sur y en última instancia hará que nuestras comunidades sean más seguras", dijo el secretarios de prensa adjunto de la Casa Blanca, Hogan Gidley, en un comunicado.

La política de restricciones se encuentra entre una serie de medidas tomadas por Trump en sus intentos por detener el flujo de migrantes centroamericanos que intentan cruzar a Estados Unidos desde México y piden asilo en la frontera.

El Pentágono anunció el martes que mantendrá hasta 5 mil 500 soldados desplegados a lo largo de la frontera sur durante el próximo año para ayudar a combatir la inmigración ilegal.

También anunció que liberará 3 mil 600 millones de dólares para la construcción de un muro anti-migrantes en la frontera, algo que Trump prometió durante su campaña y dijo que México pagaría.

El desvío y reutilización de dinero del Pentágono para construir el muro fue justificado bajo una controvertida declaración de emergencia efectuada por Trump luego que el Congreso le negara repetidamente la autorización de un fondo especial para concretar el proyecto.

Lee Gelernt, un abogado de la poderosa Union Estadounidense de Libertades Civiles (ACLU, por su sigla en inglés), declaró en un comunicado que la batalla legal por las restricciones al asilo estaba lejos de terminar.

"Esto es solo un paso temporal y esperamos prevalecer al final" y agregó que "las vidas de miles de familias están en juego".

Legisladores demócratas opinaron lo mismo.

"Se perderán vidas. Esta decisión resultará en que aquellos que huyen del miedo y la persecución serán rechazados por nosotros y solo se exacerbará la crisis humanitaria en la región", dijeron en un comunicado conjunto Jerrold Nadler, presidente del Comité Judicial de la Cámara baja, y Zoe Lofgren, que encabeza el subcomité de inmigración y ciudadanía.

En tanto, el titular del Comité de relaciones Exteriores, Eliot Engel, consideró que "para muchos refugiados, esto es de vida o muerte."

Desde finales de 2018, Estados Unidos ha enfrentado una gran afluencia de inmigrantes ilegales en su frontera con México, lo que ha afectado las relaciones entre Washington y su vecino del sur.

Donald Trump amenazó en junio con imponer aranceles a los productos importados desde México si el gobierno de Andrés Manuel López Obrador no frenaba la llegada de migrantes provenientes principalmente de Guatemala, Salvador y Honduras.

Bajo presión, México desplegó más de 25 mil soldados en la frontera con Guatemala, por donde llega la mayoría de los migrantes, y a lo largo del límite de 3 mil 200 km que lo separa de Estados Unidos.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

¿Aún no eres suscriptor de La Prensa?

Elija plan de suscripción

Aquí usted podrá elegir uno de nuestros planes de suscripción y disfrutar de los beneficios que le ofrecemos.

Elegir plan