ECUADOR

‘Guardería’ de tiburones

Científicos ha hallado una ‘idílica guardería’ de tiburones martillo en Galápagos, que ahora es objeto de estudio.

Temas:

Los grandes depredadores no entran a la laguna y las crías de tiburones martillo pueden pasar sus primeros años con tranquilidad. Los grandes depredadores no entran a la laguna y las crías de tiburones martillo pueden pasar sus primeros años con tranquilidad. Expandir Imagen
Los grandes depredadores no entran a la laguna y las crías de tiburones martillo pueden pasar sus primeros años con tranquilidad.

Por millones de años tiburones martillo bebé han crecido en una guardería protegida por exuberantes manglares y arrecifes en las islas ecuatorianas de Galápagos, a salvo de la amenaza humana.

Pero hasta noviembre pasado los biólogos no descubrieron su escondite, en el que podría ser uno de los últimos secretos develados en este archipiélago ubicado a mil km al oeste del continente. “Fue por casualidad que encontramos esta guardería natural para crías de tiburones martillo (Sphyrna lewini), una especie altamente amenazada. Es un área única, de mucho interés para la conservación”, explica a la AFP el biólogo Eduardo Espinoza, responsable de monitoreo de Ecosistemas Marinos del Parque Nacional Galápagos.

Todavía impresionados por su hallazgo, Espinoza y su equipo regresan en lancha al lugar, al noroeste de la isla de Santa Cruz (una de las principales del archipiélago), en una nueva expedición para recabar datos y colocar marcas acústicas a los pequeños escualos para su posterior rastreo.

La travesía, de menos de una hora, es un festín para la vista. Tras surcar aguas de color turquesa atravesadas por tortugas marinas y bordear playas de arena blanca con negras iguanas tostadas por el sol y sobrevoladas por enormes pelícanos, la pequeña embarcación se adentra por un sinuoso canal entre manglares que desemboca en un estanque de lecho rocoso y poco profundo.

Perfectamente visibles, decenas de pequeños tiburones de tez plateada y morro aplastado -con un ojo en cada extremo- se deslizan mansamente entre otros peces en busca de crustáceos, el alimento de sus primeros años.

“Las hembras llegan a parir y se van. Las crías tienen aquí disponibilidad de alimentos y están protegidas, porque los arrecifes evitan que entren los grandes predadores”, explica Espinoza antes de lanzar una red.

Al cabo de uno o dos años, cuando crecen y necesitan más alimento, salen a aguas abiertas, y en ocasiones emigran a miles de kilómetros, convertidos en moles de hasta tres metros y medio que pueden llegar a vivir 50 años.

El Parque Galápagos lleva años monitoreando sitios de crianza y “marcando” a centenares de tiburones, una especie sagrada en esta reserva marina de 138 mil km2 -la segunda más grande del mundo-, declarada Patrimonio Natural de la Humanidad.

Pero el hallazgo de estos pequeños martillos es particularmente sensible, pues debido a la sobrepesca y a la captura ilegal la especie se encuentra en peligro de extinción, a dos niveles de considerarse desaparecida, según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza.

Para salvar al tiburón martillo, también amenazado por su lento crecimiento y su baja capacidad reproductiva, Ecuador creó en marzo de 2016 una protección extra, un santuario de 38 mil km2 con veda total de cualquier tipo de pesca al norte del archipiélago, entre las islas Darwin y Wolf, la zona con mayor biomasa de escualos del mundo.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

¿Aún no eres suscriptor de La Prensa?

Elija plan de suscripción

Aquí usted podrá elegir uno de nuestros planes de suscripción y disfrutar de los beneficios que le ofrecemos.

Elegir plan