cineastas

Barry Jenkins y Damien Chazelle, dos jóvenes directores en los Óscar

Si Chazelle se lleva la estatuilla al mejor director, sería el de menor edad en obtenerla en la historia de los Óscar, si Jenkins lo logra, sería el primer cineasta de raza negra en obtener el premio.  

Temas:

El director Barry Jenkins (izq.) de 'Moonlight' y el director Damien Chazelle (der.) de 'La La Land'. El director Barry Jenkins (izq.) de 'Moonlight' y el director Damien Chazelle (der.) de 'La La Land'. Expandir Imagen
El director Barry Jenkins (izq.) de 'Moonlight' y el director Damien Chazelle (der.) de 'La La Land'. AP/Archivo

Este año en el centro de la contienda de los Óscar se encuentran dos cineastas treintañeros con todo un futuro por delante: Damien Chazelle, la revelación de 32 años detrás de La La Land, y Barry Jenkins, el director y guionista de Moonlight de 37 años.

Entre las dos películas acumulan 22 nominaciones a pesar de que las edades de sus directores suman menos que las de Martin Scorsese o Steven Spielberg.

Si Chazelle, el favorito, se lleva la estatuilla al mejor director, sería el de menor edad en obtenerla en la historia de los Óscar. Si Jenkins lo logra sería el más joven desde que Sam Mendes lo consiguió en el 2000 por American Beauty a los 34 años, y aún más significativamente, sería el primer cineasta de raza negra en obtener el premio.

Lo que está asegurado es que el resultado será histórico de una u otra manera en caso de que ganen. Durante la temporada de premios ambos se han topado en varias ocasiones, Chazelle y Jenkins (cuyos guiones también están nominados) han expresado su respeto y admiración mutuos.

Si son rivales en los Premios de la Academia no actúan de esa forma. "Es agradable tener a alguien de tu generación para verlo del otro lado de la sala y decir esto es una locura ¿verdad?'', dijo Jenkins. 

Ambos estrenaron sus óperas primas, Medicine for Melancholy de Jenkins y Guy and Madeline on a Park Bench de Chazelle, casi al mismo tiempo, a finales de 2008 y comienzos de 2009. Después los planes para la segunda película de Jenkins se estancaron y Chazelle, quien quería que "La La Land" fuera su segunda película, se vio obligado a cambiarla por Whiplash, que lo presentó ante el mundo al ser nominada al Óscar.

"He admirado a Barry Jenkins desde 'Medicine for Melancholy', definitivamente creo que el futuro del cine está en buenas manos con él. Creo que es uno de los mejores cineastas en el planeta", dijo Chazelle.

Jenkins, cuya película tiene ecos de su juventud en Miami, posee un talento raro para el lirismo y una impresionante intimidad. Chazelle, quien estudió en Harvard, hijo de académicos y exbaterista de jazz, hace películas con una musicalidad deslumbrante que oculta asuntos más oscuros sobre el arte y la ambición.

Jenkins no ha anunciado su próximo proyecto, pero él y Romanski han desarrollado una miniserie basada en la novela de Colson Whitehead The Underground Railroad.

Chazelle planea una cinta biográfica sobre Neil Armstrong en la que volverá a colaborar con el astro de "La La Land" Ryan Gosling. Se espera que la cinta comience a ser rodada a comienzos de este año y es la primera de Chazelle con Universal. El proyecto se originó con Clint Eastwood, quien se convirtió en el director más viejo en ganar un Óscar en 2004 cuando tenía 73 años.

Comentarios

Cerrar

La función de comentar está disponible solo para usuarios suscriptores. Lo invitamos a suscribirse y obtener todos los beneficios del Club La Prensa o, si ya es suscriptor, a ingresar.

Suscríbase gratis por 30 días Prueba
Adquiera un plan de suscripción Suscríbase
Cerrar

Por favor introduzca el apodo o nickname que desea que aparezca en sus comentarios:

Comentar 0 comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Corporación La Prensa, S.A.

¿Aún no eres suscriptor de La Prensa?

Elija plan de suscripción

Aquí usted podrá elegir uno de nuestros planes de suscripción y disfrutar de los beneficios que le ofrecemos.

Elegir plan